Bistec de Espaldilla
Costillas al Estilo “Country”

Chuleta

Las chuletas de cerdo son el corte más popular proveniente del lomo de cerdo, el cual es la tira de carne que va desde la cadera del cerdo hasta la paleta. Dependiendo de donde se originan, puedes encontrar una variedad de nombres para las chuletas de cerdo incluyendo las chuletas de lomo, de costilla, de solomillo, del extremo superior y de espaldilla.

El llamado chuletón proviene de la región lumbar (justo detrás de donde se encuentra la chuleta de costilla) y tiene una característica forma de “T-bone”. Estas chuletas contienen mucha carne, así como un poco de carne de lomo. El entrecot de cerdo se origina en el centro del lomo en el área de la costilla e incluye algunos huesos de la espalda y costillas. Las chuletas de solomillo de cerdo provienen de la zona alrededor de la cadera y a menudo incluyen parte del hueso de la cadera. Las chuletas de cerdo al estilo Nueva York son chuletas deshuesadas que provienen de la zona superior, por arriba de la chuleta de lomo, hacia la zona de la cabeza. A la chuleta de lomo de 1 1/4 pulgadas de grosor también se le conoce como “corte americano”. Las chuletas de espaldilla se cortan desde el comienzo del lomo en la zona del hombro y pueden contener algún hueso de la espalda o costilla. Las chuletas de espaldilla son generalmente más gruesas y un poco más marmoleadas. A menudo, se cortan en forma de mariposa y son comercializadas como costillas de cerdo de lomo al estilo “country”.

Es importante señalar que todas las chuletas de cerdo se cocinan de la misma forma. El tiempo de cocción, fundamentalmente, depende del grosor del corte, el cual puede variar de 1/2 a 2 pulgadas. No importa si eliges chuletas deshuesadas por conveniencia o las chuletas con el hueso por su aspecto atractivo – el tiempo de cocción siempre será el mismo. Las chuletas de cerdo son probablemente el menos intimidante de todos los cortes de carne de cerdo porque son siempre fáciles de preparar.


Consejos del Carnicero

Siempre debes escoger la carne que sea de un color rosa pálido con una pequeña cantidad de marmoleado y grasa blanca (no amarilla). Elije paquetes bien envueltos y que estén secos, sin agujeros ni goteras. No debería haber líquido, o muy poco, en la parte inferior de la bandeja.

METODOS DE COCCIÓN

  • A la parrilla
  • Salteado
  • Estofado

Sigue Conectado

Suscríbete y mantente inspirado con nuevas ideas, recetas y más.